|

estudios

abstracts sobre implantes dentales

Área de superficie funcional
Mejora del parámetro de forma de rosca para diseño de cuerpo del implante

Strong JT, Misch CE, Bidez MW, Nalluri P.

ABSTRACT
En un implante dental con forma de raíz, el área de superficie de la rosca se define como el área que puede disipar las cargas comprensivas y tensas del hueso y proporcionar la estabilidad inicial en la colocación de implantes. El área de superficie funcional establece la parte de la superficie del implante que proporciona el contacto inicial de los osteoblastos con la superficie del implante. En conjunto, el área de superficie funcional y la densidad del hueso receptor determinan la carga de la distribución biomecánica del implante. Esta investigación, basada en modelos matemáticos y validada con modelos de computación, determinó el área de superficie funcional de las tres roscas ubicadas en los diseños de los implantes dentales: la rosca en v, la rosca trapezoidal y la rosca cuadrada. Los resultados de la investigación demuestran que se puede obtener una mayor área de superficie funcional con la rosca cuadrada y que la superficie aumenta al cambiar los parámetros geométricos de las roscas, tales como el armado y la profundidad de la rosca.

© Compend Contin Educ Dent. 1998;19 (edición especial): 4-9.


Fuerza mecánica
Influencia de la geometría hexagonal y ancho de la tabla de prótesis sobre la fuerza estática y de fatiga de los implantes dentales

Boggan RS, Strong JT, Misch CE, Bidez MW.

ABSTRACT
La mayor preocupación en los implantes dentales contemporáneos es la fractura y poder evitar que el tornillo de prótesis se afloje. Esta investigación de laboratorio evaluó la influencia de los factores de diseño como el diámetro de la plataforma y la altura del hexágono en la fuerza mecánica y la calidad de adaptación del pilar para implante. Pruebas de flexión estáticas y comprensivas se realizaron en implantes de densidad ósea de 4 y 5 mm de diámetro. Además, se realizó una evaluación SEM de la interfaz pilar-implante para asegurar la calidad de adaptación entre los componentes. El implante de 5 mm de diámetro resultó más fuerte en la condición estática y de fatiga que en los implantes de 4 mm de diámetro. Una comparación de los resultados publicada indicó que ambos implantes resultaron iguales o superiores que las prótesis alternativas en una configuración de pruebas idénticas. Los resultados de las pruebas demostraron que los implantes con diámetro ancho podían reducir la existencia de fracturas en los sistemas de implante dental contemporáneos.

© J Prosthet Dent. Oct. de 1999; 82(4): 436-440.


Diámetros pequeños - fallas en las cargas
Impacto de cargas en diámetro estándar, diámetro pequeño y mini implantes:
Estudio comparativo de laboratorio

Allum SR, Tomlinson RA, Joshi R.

ABSTRACT

Objetivos: Aunque se ha prestado particular atención a los implantes de diámetro pequeño (≤3.5 mm) debido al gran riesgo de que existan fracturas por condiciones de cargas clínicas, en la actualidad, el mercado ofrece una variedad de diseños de implantes de <3 mm de diámetro para reconstrucciones, incluyendo restauraciones fijas. No existen informes de estudios de laboratorios ni pruebas clínicas aleatorias para demostrar la eficiencia clínica de diseños de implantes con diámetros pequeños. El objetivo de este estudio de laboratorio fue proporcionar datos comparativos del funcionamiento mecánico de un número de implantes pequeños disponibles comercialmente.

Materiales and Métodos: Varios diseños de implantes fueron investigados bajo una prueba estándar, similar a la recomendada para las pruebas de laboratorio estándar con normas ISO. Las partes de los implantes fueron colocadas en bloques de acrílico para servir de apoyo a las coronas moldeadas en laboratorio y expuestas a cargas de 30° en un tensiómetro LRX. Los datos obtenidos fueron recopilados utilizando el software Nexygen.

Resultados: Las curvas de las cargas/desplazamientos demostraron buenas agrupaciones de muestras para cada diseño con deformaciones elásticas hasta el punto de fracaso cuando se aproximaban al valor máximo de carga en cada muestra. Las cargas máximas para los implantes Straumann (control) fueron 989 N (±107 N) para el diseño RN de 4.1 mm y de 619 N (±50 N) para el implante RN de 3.3 mm (un implante con riesgo de fractura en el uso clínico). Los valores de los implantes pequeños fueron registrados como 261 N (±31 N) para el implante HiTec de 2.4 mm, 237 N (±37 N) para el mini implante Osteocare de 2.8 mm y 147 N (±25 N) para el diseño de mini implante de Osteocare. También fueron probados otros diseños de implantes. Conclusiones: Los diámetros de los implantes disponibles comercialmente demostraron un mayor impacto en su habilidad de soportar cargas, y los de 3 mm de diámetro mostraron resultados bajos en valor, lo cual representa un riesgo de fractura en las prácticas clínicas. Por consiguiente, los resultados demuestran que hay que tener un cuidado particular con la aplicación de implantes de ≤3 mm de diámetro. La prueba estándar de fatiga se recomienda para todos los implantes disponibles comercialmente.

Notas importantes:

  • Se han informado fracturas en base al uso clínico de diseños de implantes bien documentados. (Adell et al. 1981; Morgan et al. 1993; Rangert et al. 1995; Eckert et al. 2000)
  • Una revisión sistemática reciente informó que las fracturas en implantes constituyen entre el 5% y el 20% de todos los implantes perdidos durante la función. (Ber glundh et al. 2002)
  • Varios investigadores resaltaron anteriormente el riesgo de fracturas en implantes de diámetro pequeño, especialmente en las áreas de gran carga. (Rangert et al. 1995; Polizzi et al. 1999; Ronouard & Rangert 1999; Eckert et al. 2000; Zinsli et al. 2004)

© Clin. Oral Impl. Res. Mayo de 2008; 19(6):553-559.


animales
Análisis de superficie
Análisis Histomorfométrico del Contacto Hueso-Implante de 4 Tratamientos de Superficies de Implantes Ubicados Lado a Lado en la Mandíbula Canina

Novaes AB, Souza SLS, de Oliveria PT y Souza AMMS


Propósito:
Los diferentes sistemas de implantes disponibles actualmente presentan varios tipos de tratamientos de superficie, con el objetivo de optimizar el contacto hueso-implante. Este estudio comparó 4 tipos diferentes de superficies de implantes.


Materiales y Métodos:
Los premolares mandibulares primero, segundo, tercero y cuarto fueron extraídos de cinco perros mestizos machos jóvenes. Noventa días después de la extracción, cuatro implantes tipo tornillo, de 3.75 mm de diámetro y 10 mm de largo (Paragon) fueron colocados con diferentes tratamientos de superficie en el semiarco de la mandíbula. Los perros recibieron dos implantes de cada uno de los siguientes tratamientos de superficie: liso (con torno), rociado de plasma de titanio (TPS, sigla en inglés), con recubrimiento de hidroxiapatita (HA) y con cobertura con partículas solubles (SBM, sigla en inglés).


Los implantes se dejaron sin cargar por noventa días. Luego de este período, los animales fueron sacrificados, las hemimandíbulas fueron extraídas y procesadas histológicamente para obtener las secciones sin carencia de calcio. Dos secciones grandes del tejido fueron realizadas para cada implante y analizadas bajo luz de microscopios, junto a un sistema computarizado para histomorfometría.


Resultados:
Las siguientes medias fueron obtenidas para el porcentaje de contacto hueso-implante: mecanizados = 41.7%, TPS = 48.9%, HA = 57.9% y SBM = 68.5%.


Debate:
Las medias para todos los tratamientos que le agregaron rugosidad a la superficie de los implantes fueron numéricamente superiores a las medias que se encontraron en la superficie torneada. Sin embargo, esta diferencia fue estáticamente significante solo entre los grupos SBM y los mecanizados (Prueba Tukey, P < .05).


Conclusiones:
La superficie tratada con SBM proporcionó un mayor contacto hueso-implante que una superficie torneada, después de 90 días sin carga en este modelo.


© Int J Oral and Maxillofac Implants 2002;17:377-383 Nota: SBM (Cobertura Granallada con Partículas Solubles) es equivalente al tratamiento de superficie RBT (Texturizado Reabsorbible a Presión). Ambos tratamientos de la superficie fueron realizados por Bio-Coat en Southfield, Michigan.


Diseño de rosca
Efectos de la Geometría Roscada del Implante en el Porcentaje de Oseointegración y Resistencia a la Torsión Inversa en la Tibia de Conejos

Jennifer Steigenga, Khalaf Al-Shammari, Carl Misch, Francisco H. Nociti Jr. y Hom-Lay Wang


Antecedentes:
La geometría roscada del implante dental fue propuesta como un factor potencial que afecta la estabilidad del implante y el porcentaje de la oseointegración. Por lo tanto, el objetivo de este estudio paralelo, prospectivo y aleatorio fue evaluar los efectos de los implantes dentales con diseño de rosca en la calidad y el porcentaje de oseointegración y la resistencia a la torsión en la tibia de conejos.


Métodos:
Se colocaron setenta y dos implantes de titanio comercialmente puro, hechos a medida, en forma de tornillo (3.25 mm de diámetro x 7 mm de largo) en la tibia de 12 conejos blancos de Nueva Zelanda. Cada tibia recibió tres implantes con distintos diseños de rosca: una en forma de V, una rosca trapezoidal y un diseño de rosca cuadrada.


Los conejos fueron sacrificados después de una cicatrización sin complicaciones durante 12 semanas. El contacto hueso-implante (BIC, sigla en inglés) y la densidad radiográfica de los huesos circundantes de los implantes colocados en la tibia derecha fueron sometidos a una evaluación histológica e histomorfométrica, mientras que los implantes en la tibia izquierda fueron sometidos a una evaluación de presión inversa. Se evaluaron las diferencias entre los tres diseños de rosca mediante un análisis de variación (ANOVA, sigla en inglés).


Resultados:
Los resultados demostraron que los implantes con diseño de rosca cuadrada presentaron medidas de BIC y presión inversa mayores que los implantes con diseños de rosca en V y rosca trapezoidal, pero no se evidenciaron diferencias en los análisis radiográficos de la densidad ósea.


Conclusión:
Estos resultados indican que el diseño de rosca cuadrada podría ser más efectivo para el uso en sistemas de implantes dentales endoóseos.


© J Periodontol 2004;75:1233-1241


Impacto del tiempo de carga
Efectos del tiempo de carga en la oseointegración y la formación ósea alrededor de los implantes: Estudio histológico e histomorfométrico en perros

Ghanavati F, Shayegh SS, Rahimi H, Sharifi D, Ghanavati F, Khalesseh N, Eslami B.

ABSTRACT
Antecedentes: Se introdujo la carga inmediata de implantes dentales como método para reducir el tiempo de tratamiento con implantes sin comprometer su pronóstico. En esta investigación, se evaluaron histológicamente los efectos del tiempo de carga en la cantidad de contacto hueso-implante y la información ósea alrededor de los implantes dentales.

Métodos: Tres meses antes de realizar los implantes, se extrajeron los premolares inferiores de 15 perros. Se colocaron tres de cuatro implantes dentales en los sitios de extracción, una vez cicatrizados, en cada perro (N = 48). Al dividir a los perros en tres grupos, los implantes fueron cargados 48 horas o 1 semanas después con coronas metálicas o de acrílico prefabricadas o fueron dejados sin cargar hasta el momento de sacrificar a los animales. Tres meses después de la colocación de los implantes, los animales fueron sacrificados y se investigaron las muestras para definir el contacto hueso-implante, el porcentaje del hueso laminar y el tejido óseo y la inflamación local del nuevo hueso formado.

Resultados: No se reportó una diferencia significativa en los criterios observados entre los tres grupos (P >0.05); sin embargo, el grupo sin carga presentó el grado más alto de contacto hueso-implante y el grupo cargado 48 horas después del primer implante presentó la menor cantidad. El tipo de prótesis no tuvo un efecto significativo en el índice de éxito del implante (P>0.05). El porcentaje del hueso laminar y el tejido óseo del hueso nuevo formado no varió en ninguno de los tres grupos (P>0.05). En este estudio, un implante de cada grupo no tuvo éxito.

Conclusión: El tiempo de carga no afecta de manera significativa el grado de oseointegración o contacto hueso-implante ni la composición del nuevo hueso formado alrededor del implante dental.

© J Periodontol. 2006;77(10)1701-1707.


Histología
Evaluación preliminar de un nuevo diseño de implante dental en modelos caninos

Bumgardner JD, Boring JG, Cooper RC, Cheng G, Givaruangsawat S Gilbert JA, Misch CM y Steflik DE

Modelos matemáticos e in vitro han demostrado que un nuevo diseño de implante dental con rosca cuadrada incrementa la funcionalidad de la superficie y mejora los perfiles de carga en el hueso contiguo. El objetivo de esta investigación fue evaluar, en un modelo canino, la respuesta histológica del hueso ante la carga. Se colocaron implantes en las mandíbulas de perros beagle después de haberles inducido un edentulismo parcial posterior.

Tres meses después de la implantación, los animales recibieron dentaduras parciales fijas independientes y se les hizo un seguimiento durante seis meses. El análisis histológico reveló que cada implante se oseointegró con un porcentaje de longitud de contacto óseo medio del 53.7%.

Una observación interesante fue la formación de hueso en la cara inferior de la rosca cuadrada y las roscas adyacentes al puente laminar concéntrico. Estas observaciones sugieren un efecto benéfico de la geometría de rosca cuadrada en la remodelación ósea y una formación más rápida de hueso laminar más resistente.

© Implant Dent 2000;9:252-260


Texturizado Reabsorbible a Presión (RBT)
Respuesta Ósea a Implantes de Titanio Mecanizados y Texturizados Reabsorbibles a Presión: Estudio en Conejos

Piattelli M, Scarano A, Paolantonio M, Iszzi G, Petrone G y Piattelli A

El objetivo del presente estudio es comparar la respuesta ósea a una superficie torneada y a una superficie granallada a presión con partículas de hidroxiapatita (HA) y texturizado reabsorbible a presión (RBT). Para los fines de este estudio, se utilizaron implantes de titanio comercialmente puro de grado 3, en forma de tornillo.

Se utilizaron 24 conejos machos adultos blancos, de Nueva Zelanda. Los implantes fueron insertados en la articulación femoral de la rodilla según la técnica descrita con anterioridad. Cada conejo recibió 2 implantes, 1 de prueba (RBT) y 1 de control (mecanizado). Se insertaron un total de 48 implantes, (24 de control y 24 de prueba). Los conejos fueron anestesiados con inyecciones intramusculares de fluanisona (0.7 mg/kg peso corporal) y diazepam (1.5 mg/kg peso corporal), y se les aplicó un anestésico local utilizando 1 ml de solución de lidocaína/adrenalina al 2%.

Dos conejos murieron en el período posoperatorio. Cuatro conejos fueron sometidos a eutanasia con una sobredosis de pentobarbital intravenoso después de 1, 2, 3, y 4 semanas; 6 fueron sometidos a la eutanasia después de 8 semanas. Se retiraron un total de 44 implantes. Los ejemplares fueron procesados con el sistema automatizado Precise 1 Automated System para obtener secciones delgadas del tejido. Se obtuvieron un total de 3 muestras de cada implante.

Las muestras se tiñeron con ácido y fucsina básica y con azul de toluidina. Las muestras se analizaron con luz transmitida en forma normal, bajo un microscopio Leitz Laborlux, y se llevó a cabo un análisis histomorfométrico. En el caso de los implantes mecanizados, fue posible observar, a bajo aumento, la presencia de trabéculas óseas cerca de la superficie del implante. A mayor aumento, se observaron osteoblastos que secretaban fosfatasa alcalina positiva (ALP+) de manera activa. En muchas zonas se observó la presencia de una matriz aún sin mineralizar.

En un lapso de 4 a 8 semanas, se observó la aparición de hueso maduro en contacto directo con la superficie del implante; sin embargo, en muchas zonas aún sin mineralizar, una matriz osteoide se interpuso entre el hueso mineralizado y la superficie del implante. En los implantes RBT, se observó la presencia de muchos osteoblastos ALP+ en contacto directo con la superficie del implante. En otras zonas del perímetro del implante fue posible observar la formación de una matriz osteoide directamente sobre la superficie del implante. Es necesario hacer hincapié en el hecho de que estos resultados fueron obtenidos en una situación pasiva sin carga.

© J Oral Implantol 2002;28:2-8


Potencial humano
Grandes grupos de población
Sistema de implante basado en la calidad ósea: Carga protésica del primer año

Misch CE, Dietsh-Misch F, Hoar J, Beck G, Hazen R, Misch CM.

ABSTRACT
Este informe presenta los resultados obtenidos en un estudio prospectivo de un sistema de implante basado en la calidad del hueso. En 975 implantes, la supervivencia quirúrgica fue del 99.4%, con un 100% de supervivencia en hueso D4. Se identificaron tres fases críticas de pérdida ósea: remodelación ósea de cirugía de etapa I a etapa II; exposición en etapa II para la colocación de la prótesis (período de transición); y colocación de prótesis a un año de la carga (pérdida ósea por carga temprana). La remodelación del hueso crestal expuesto en etapa I a etapa II resultó en una pérdida ósea media de 021 mm a 0.36 mm (SD = 0.90 mm), dependiendo de si el implante estuvo expuesto a la cavidad oral durante el proceso de cicatrización ósea. No se encontró ninguna diferencia estadísticamente significativa entre los cuatro diseños de implante, el diámetro de implante, la densidad ósea o la ubicación. La exposición en etapa II para la colocación de la prótesis tuvo una pérdida ósea vertical media que osciló entre los 0.12 mm y los 0.20 mm. Se completaron restauraciones en 103 pacientes consecutivos, con 360 implantes y 105 prótesis en funcionamiento durante un período de 12 a 26 meses. No ocurrió ningún fracaso del implante en carga temprana. La pérdida ósea media en carga temprana fue de 0.29 mm (SD = 0.99 mm). Informes clínicos anteriores indican que la mayoría de los fracasos o pérdidas óseas crestales ocurren durante el primer año de carga. Este estudio sugiere que el diseño de un implante dental basado en la calidad del hueso minimiza la probabilidad global de fracaso y pérdida ósea crestal, independientemente de la densidad del hueso.

© J Oral Implantol. 1999;25(3):185-197.


Reemplazo de diente único, largo plazo
Reemplazo de diente único con implante posterior y estado de dientes adyacentes en un período de 10 años: Informe retrospectivo

Misch CE, Misch-Dietsh F, Silc J, Barboza E, Cianciola EJ, Kazor C.

ABSTRACT
Antecedentes: El objetivo de esta serie de casos fue el de evaluar la supervivencia de implantes posteriores de diente único y las condiciones a largo plazo de los dientes adyacentes.

Métodos: Evaluación retrospectiva de 1,162 pacientes consecutivos con un único diente posterior faltante tratados con 1,377 implantes hexagonales externos para soportar 1,365 restauraciones rodeadas por dientes naturales en un período de 1 a 10 años, evaluados en nuestros cuatro consultorios privados. Los datos de supervivencia de los implantes fueron recolectados en base a la etapa I de cicatrización a la etapa II, de la etapa II a la colocación de la prótesis y desde la colocación de la prótesis hasta un período de seguimiento de 10 años. Se evaluaron las condiciones a largo plazo de los dientes adyacentes, incluyendo caries dentales, tratamiento endodóntico (tratamiento de conducto radicular [RCT, sigla en inglés]) y/o extracción durante el período de seguimiento.

Resultados: De los 1,377 implantes insertados, 11 resultaron en fracasos quirúrgicos de cicatrización de etapa I a etapa II. De etapa II de cicatrización a colocación de prótesis, se evidenció un fracaso. Hubo dos fracasos en fase protésica. El índice de éxito quirúrgico de los implantes fue del 99.2%, mientras que el índice global de supervivencia fue del 98.9% en un promedio de 61 meses de seguimiento (rango de 12 a 125 meses). Se les realizó un seguimiento a un total de 2,589 dientes adyacentes. Durante este período, no se perdió ningún diente natural adyacente. Se desarrollaron caries dentales interproximales en 129 dientes adyacentes (5%), y nueve dientes adyacentes requirieron tratamiento de conducto radicular (0.4%) como resultado de caries dentales o restauración.

Conclusiones: El uso de implantes de diente único como reemplazo de dientes posteriores faltantes es un tratamiento a largo plazo viable. Las complicaciones en dientes naturales adyacentes son mínimas hasta 10 años después de la inserción del implante.

© J Periodontol. Dic. de 2008;79(12):2378-2382.


Multicéntrica, prospectiva
Investigación Clínica Multicéntrica Prospectiva de Sistema de Implante Dental Basado en Calidad Ósea

Kline R, Hoar JE, Beck GH, Hazen R, Resnik RR y Crawford EA


Este artículo presenta los resultados de un ensayo clínico multicéntrico prospectivo, de cinco años, controlado de forma independiente, de un diseño de implante basado en la calidad del hueso. En seis centros de estudio, se colocaron 495 implantes en 151 casos, con un período de seguimiento promedio de 1.6 años (rango de 1.0 a 3.6 años) a partir de la colocación de la prótesis.


La mayoría de los implantes colocados fueron implantes D2 o D3 para dar soporte a dentaduras parciales fijas o a sobredentaduras implanto-soportadas. Utilizando estrictos criterios de éxito, hubo tres fracasos de implante, lo que dio como resultado un índice acumulativo de éxito del 99.5% de acuerdo con el análisis de supervivencia Kaplan-Meier.


El análisis radiográfico reveló una pérdida ósea media de 0.06 mm a un año y un aumento óseo de 0.04 mm a dos años de la carga de la prótesis. No hubo diferencias estadísticas en los resultados obtenidos por distintos centros, tipo de implante, densidad ósea, área de la boca o tipo de prótesis. Los resultados de este estudio de cinco años revelaron un alto índice de éxito y pérdida ósea limitada en todas las áreas de la boca, independientemente de la calidad ósea.


© Implant Dent 2002;11:224-234


Colocación Inmediata
Análisis Multicéntrico Retrospectivo de Provisionalización Inmediata con Implantes One-Piece de Diámetro Estrecho (3.0 mm)

Dong-Seok Sohn, Min-Su Bae, Jeong-Uk Heo, Jun-Sub Park, Sun-Hae Yea, Georgios E. Romanos

ABSTRACT
Propósito: El objetivo de este análisis fue informar acerca de los resultados clínicos de las provisionalizaciones inmediatas con implantes One-Piece de diámetro estrecho.

Materiales y Métodos: Se revisaron los expedientes odontológicos de pacientes que recibieron implantes estrechos. Se utilizaron implantes One-Piece de diámetro estrecho (3.0 mm) para dar soporte a restauraciones de incisivos laterales maxilares y de incisivos mandibulares. Todos los implantes se colocaron en un procedimiento de una sola fase siguiendo el protocolo recomendado por el fabricante, con colocación inmediata de las restauraciones provisionales. Después de un período de cicatrización de 3 meses en la mandíbula y de 5 meses en el maxilar superior, se fabricaron las prótesis definitivas. Se analizó el índice de supervivencia y se llevó a cabo una evaluación radiográfica.

Resultados: Treinta y seis pacientes (20 hombres y 16 mujeres), en edades de 42 a 72 años (edad promedio de 53 años), fueron tratados con 62 implantes One-Piece de diámetro estrecho. Se observó un índice de éxito del 100% en un período de 33 meses (media 23 ± 4.3 meses). De estos implantes, 8 fueron colocados en posiciones de incisivos laterales maxilares y 54 en áreas de mandibulares incisivos. Cuarenta y cuatro implantes dieron soporte a las prótesis parciales fijas y 18 implantes dieron soporte a las coronas únicas. La mayoría de los implantes medían 15 mm de largo. La pérdida media ósea marginal, en la consulta de seguimiento a los 12 meses, fue de 0.53 ± 0.37 mm (rango de 0 a 1.4 mm).

Conclusiones: Los resultados obtenidos en el análisis retrospectivo sugieren que el implante One-Piece de diámetro estrecho puede restaurar previsiblemente los incisivos maxilares laterales faltantes, así como los incisivos mandibulares con espacios interdentales y anchos labio-linguales reducidos.

© Int J Oral Maxillofac Implants. Ene. - Feb. de 2011; 26(1): 163-8.


Colocación Inmediata
Eficacia Clínica de Implantes de 3 mm en Áreas de Espacio Limitado

Reddy MS, O'Neal SJ, Haigh S, Aponte-Wesson R, Geurs NC.


Propósito:
El objetivo de este estudio fue determinar cambios en las papilas interdentales, pérdida ósea alveolar, estética, y el éxito de la cicatrización inicial cuando los implantes One-Piece de diámetro estrecho se cargaron inmediatamente en sitios de espacio limitado entre dientes.


Materiales y Métodos:
Se colocaron 31 implantes en 17 sujetos. Se tomaron fotografías digitales en cada visita clínica para evaluar la cicatrización del tejido blando. Se evaluó el tejido blando de llenado interproximal en los espacios interdentales con un índice de Jemt modificado. Se tomaron radiografías estandarizadas al inicio (colocación del implante) y en cicatrización intermedia (a 6 y a 12 meses posoperatorios). La altura ósea radiográfica se midió en forma consistente desde un punto determinado del implante. Se utilizó una prueba t unilateral para determinar las diferencias estadísticas en la altura ósea.


Resultados:
Un implante mostró movilidad clínica y por lo tanto fue retirado, arrojando un índice de supervivencia global del 96.7%. La altura ósea media el día de la colocación y restauración era de 2.33 ± 0.73 mm por encima de la primera rosca. La altura ósea media a 6 y 12 meses posoperatorios fue de 1.75 ± 0.78 y 1.63 ± 0.81 mm respectivamente. Hubo una pérdida significativa de soporte óseo en los primeros seis meses (0.58 mm; p<0.01) sin avances significativos a partir de entonces (0.12 mm; NS). Se encontró un llenado papilar completo del 92% en sitios de maxilares laterales y del 60% en sitios de incisivos mandibulares.


Debate y Conclusión:
El uso de implantes One-Piece de diámetro estrecho cargados inmediatamente parece ser un eficaz tratamiento protésico para áreas de espacio limitado.


© Int J Oral Maxillofac Implants. Mar. - Abr. de 2008;23(2):281-288


Carga inmediata
Resultados Histológicos e Histomorfométricos de Implantes Obtenidos Con Carga Oclusal Inmediata en Humanos

George E. Romanos, Tiziano Testori, Marco Degidi y Adriano Piattelli


Antecedentes:
El concepto de tratamiento de carga inmediata puede ser utilizado exitosamente en implantología. Las células óseas migran hacia la superficie del implante y establecen un anclaje estable en la superficie de titanio. Cuando los implantes son cargados inmediatamente después de la cirugía, existe un alto índice de éxito a largo plazo para la reconstrucción implanto-soportada.


En base a la observación histológica de diferentes estudios en animales, la interfaz de implantes de carga inmediata puede tener una conexión directa hueso-implante sin formación de tejido fibroso. La formación de hueso maduro depende del período de carga. El objetivo de este estudio fue demostrar un análisis histológico de implantes, clínicamente estables, obtenidos con carga inmediata con diferentes diseños y superficies de implante. Se presentó una demostración objetiva de la interfaz hueso-implante para los sistemas de implante utilizados.


Métodos:
Se obtuvieron un total 29 implantes [N. BioHorizons = 6], con diferentes diseños y superficies de implantes, de pacientes que fueron tratados con implantes utilizando un protocolo de carga inmediata y restauraciones fijas inmediatas colocadas el mismo día de la cirugía. El período de carga fue de entre 2 y 10 meses. La interfaz hueso-implante fue examinada de forma histológica e histomorfométrica.


Resultados:
En los implantes obtenidos y examinados se encontró un porcentaje alto de contacto hueso-implante del 66.8% (±8.9%) [BioHorizons BIC% = 80.6%]. Se observó algo de resorción ósea marginal en la zona crestal de los implantes.


Conclusión:
De acuerdo con la presente evaluación histológica e histomorfométrica de implantes clínicamente estables obtenidos, la carga oclusal inmediata puede presentar un alto nivel de contacto hueso-implante en humanos.


© J Periodontol 2005; 76:1823-1832


Carga inmediata
Carga Inmediata Funcional y No Funcional de los implantes Dentales: Seguimiento Durante 2 a 60 Meses

Degidi M y Piattelli A


Antecedentes:
El objetivo de este estudio fue la evaluación, desde un punto de vista clínico, de implantes sujetos a carga inmediata funcional (IFL, sigla en inglés) y a carga inmediata no funcional (INFL, sigla en inglés) en diferentes configuraciones anatómicas.


Métodos:
El estudio incluyó a 152 pacientes que dieron su consentimiento con conocimiento de causa. Se insertaron un total de 646 implantes [N. BioHorizons = 242]. Los implantes se colocaron en 39 mandíbulas totalmente edéntulas, 14 maxilares edéntulos, 23 mandíbulas posteriores edéntulas, 16 mandíbulas anteriores edéntulas, 16 maxilares anteriores edéntulos y 15 maxilares posteriores edéntulos. Se utilizaron 58 implantes para reemplazar dientes únicos perdidos. En 65 casos, se llevó a cabo una carga inmediata funcional de 422 implantes. Se llevó a cabo una carga inmediata no funcional en 116 casos (224 implantes).


Resultados:
En el grupo de IFL, fracasaron 6 de 422 implantes (1.4%) [N. BioHorizons = 0/0%]; en el grupo de INFL, fracasaron 2 de 224 implantes (0.9%) [N. BioHorizons = 0/0%]. Desde el punto de vista clínico y radiográfico, todos los demás implantes al parecer se oseointegraron exitosamente y han funcionado de forma satisfactoria desde su inserción. Todos los fracasos se observaron en los primeros meses a partir de la carga del implante.


Conclusión:
La carga inmediata funcional y la carga no funcional parecen ser técnicas que arrojan resultados satisfactorios en ciertos casos.


© J Periodontol 2003;74:225-241


Carga inmediata
Estudio Prospectivo de Cinco Años Sobre la Carga Inmediata/Temprana de Prótesis Fijas en Mandíbulas Edéntulas con Sistema de Implante Basado en la Calidad Ósea

Misch CE y Degidi M


Antecedentes:
El concepto de carga inmediata de implantes con forma de raíz para restauraciones fijas ha recibido mayor atención en los últimos 5 años. Varios autores han comentado acerca de los parámetros que pueden influenciar los resultados, incluyendo el número de implantes, la longitud del implante, la densidad ósea y los hábitos del paciente. El detonador de una remodelación ósea alrededor de un implante puede ser un trauma quirúrgico de inserción o el entorno de tensión mecánica en la interfaz.


En el enfoque tradicional de dos fases, éstas se llevaron a cabo en episodios distintos separados por un lapso de 3 a 6 meses. La carga inmediata acorta este plazo; ambos mecanismos impulsores para la reparación ósea suceden en forma simultánea. El enfoque científico para el desarrollo de la interfaz consiste en hacer coincidir la respuesta de cicatrización ósea del trauma (tejido óseo reticular de reparación) con la respuesta de la carga mecánica (tejido óseo reticular reactivo), de forma que la suma de las dos entidades no dé como resultado la formación de tejido fibroso y la movilidad clínica del implante.


Propósito:
El propósito de este artículo es el de revisar los fundamentos científicos de estas afirmaciones y aunarlas con la fisiología y biomecánica óseas. Materiales y Métodos: Se revisaron en la literatura los resultados de informes anteriores y se resumieron para formar las bases para un estudio prospectivo usando un sistema de implante basado en la calidad del hueso (Maestro, BioHorizons Implant Systems, Inc., Birmingham, AL, EE. UU.)


Se colocó una prótesis de transición ya sea el mismo día de la cirugía o en un plazo de 2 semanas, en 30 pacientes y 31 arcos. Se utilizaron un total de 244 implantes para dar soporte a estas restauraciones, en un promedio de 7.8 implantes por prótesis. Después de un período de 4 a 7 meses, se fabricaron las restauraciones finales. Un año después de la colocación de la restauración final, el índice de supervivencia de los implantes fue del 100%; las 31 restauraciones también presentaron un índice de supervivencia del 100% durante este período. Este informe presenta estos implantes y restauraciones en un período de 1 a 5 años, con un período de seguimiento promedio de 2.6 años.


Resultados:
La pérdida ósea de inserción del implante a la colocación de la prótesis fue de 0.7 mm promedio. La pérdida ósea durante el primer año fue de 0.07 mm promedio. Se observó un ligero incremento en la altura del hueso después del primer año; sin embargo, en general, no se observó incremento durante el período de evaluación restante.


Conclusiones:
En el presente informe, no ocurrió ningún fracaso del implante, y los valores de pérdida ósea crestal fueron similares o inferiores a los valores presentados en el planteamiento condicional de dos fases. Este resultado puede estar relacionado con el número y la posición de los implantes, el diseño del implante y/o las condiciones de superficie de la carga del implante.


© Clin Implant Dent Relat Res 2003;5:17-28


Carga inmediata
Análisis Comparativo de Carga Inmediata Funcional/Carga Inmediata No Funcional con Períodos de Cicatrización Tradicional: Seguimiento de 5 Años en 550 Implantes

Degidi M, Iezzi G, Perrotti V, Piattelli A.

ABSTRACT
Antecedentes: Resultados clínicos, radiográficos e histológicos han mostrado que los implantes de carga inmediata muestran la presencia de tejidos mineralizados en la interfaz.

Propósito: El objetivo de este estudio fue comparar el protocolo de carga inmediata con uno de dos fases usando un implante con diseño de rosca cuadrada.

Materiales y Métodos: En este estudio participaron 155 pacientes consecutivos (71 hombres, 84 mujeres), en edades de entre 18 y 78 años (media: 54 años). Se insertaron un total de 550 implantes (Maestro; BioHorizons, Birmingham, AL, EE. UU.). En el grupo A, se insertaron 264 implantes en 82 pacientes, con carga funcional inmediata con contacto oclusal en pacientes totalmente edéntulos, o con carga inmediata no funcional sin contacto oclusal en pacientes parcialmente edéntulos. En el grupo B, se insertaron 286 implantes en 73 pacientes mediante un procedimiento quirúrgico de una o dos fases. A todos los pacientes se les realizó un seguimiento durante por lo menos 5 años.

Resultados: En el grupo de los implantes con carga inmediata, tres implantes fracasaron, todos en sitios mandibulares posteriores, con un índice global de supervivencia a 5 años del 98.8%. En el grupo de control no fracasó ningún implante, con un índice de supervivencia a 5 años del 100%. No se detectaron diferencias estadísticamente significativas en el índice de supervivencia de los implantes entre los dos grupos.

Debate: También en nuestras series se presentaron índices elevados de supervivencia del implante en los implantes con carga inmediata. Los tres implantes que fracasaron fueron obtenidos del mismo paciente, con mala higiene oral, después de un período de carga de 5 años. Estos datos indican que, desde el punto de vista clínico, un período de cicatrización breve es compatible con el desarrollo y el mantenimiento, en un plazo mucho mayor (5 años), de tejidos mineralizados en la interfaz con implantes dentales.

Conclusión: Podemos concluir que los períodos de cicatrización más cortos pueden ser sumamente satisfactorios desde el punto de vista clínico.

© Int J Oral Maxillofac Implants. Ene. - Feb. de 2011; 26(1): 163-8.


Carga inmediata
Resultado de 5 años de 111 restauraciones individuales no funcionales inmediatas

Marco Degidi, Adriano Piattelli, Peter Gehrke, Pietro Felice y Francesco Carinci


La carga inmediata es un procedimiento quirúrgico prostético muy utilizado en la implantología. A pesar de su uso frecuente, existen datos mínimos disponibles sobre el índice de éxito clínico a largo plazo de la carga funcional inmediata (IFL, sigla en inglés) y la carga no funcional inmediata (INFL, sigla en inglés) de los implantes. El objetivo de este estudio era evaluar la supervivencia y pérdida ósea a largo plazo de las restauraciones de implantes individuales no funcionales en un grupo de pacientes que fueron monitoreados durante 5 años.


En este estudio se incluyó a ciento once pacientes (41.4% hombres) con una edad promedio de 40 años. Se colocaron 111 implantes en total. Todos los implantes se colocaron con una torsión de inserción mínima de 25 Ncm. Una restauración temporal fue rebasada con resina acrílica, recortada, pulida y fijada con cemento o tornillo 1 a 2 horas después. Se evitó el contacto oclusal en las excursiones céntricas y laterales.


Después de la colocación de una corona provisoria, se tomó una radiografía periapical mediante un dispositivo portaplacas tipo Rinn especializado. Los datos fueron analizados aplicando los algoritmos de Kaplan-Meier y de tabla de mortalidad. La estratificación de la supervivencia de los implantes se realizó para las variables de interés disponibles, y las comparaciones se analizaron utilizando pruebas de rango logarítmico.


Los parámetros investigados fueron el tiempo de colocación del implante, calidad ósea, lugar del implante, diámetro y longitud del implante, y el tipo de mejora de superficie del implante. Se definieron los parámetros correspondientes al índice de éxito general a través de la resorción ósea <1.5 después del primer año de carga y <0.2 mm a partir de ese momento. Durante el período de seguimiento de 5 años, se observó un índice de supervivencia del 95.5%. Todas las roturas ocurrieron dentro de los 4 meses de la carga del implante.


Hubo diferencias estadísticamente importantes en relación con los lugares de implantes cicatrizados vs. post-extracción (100% y 92.5%, respectivamente, P = .05) y el tipo de hueso (D1 vs. D4 cedieron un 100% y 95.5%, respectivamente, P <.05). No se detectaron diferencias para: (1) lugar (100% para maxilar inferior y 94.6% para maxilar superior, P =.319); (2) diámetro del implante (índices de supervivencia del 97.26% para diámetros de <4.5 mm y del 92.11% para diámetros de >4.5 mm, P =.206); (3) longitudes de implantes (índices de supervivencia del 96.97% para implantes de >13 mm y del 94.87% para implantes de <13 mm, P=.624); y (4) tipo de mejora de superficie para implante (índices de supervivencia del 94.03% para 67 casos de superficies granalladas y tratadas con ácido y un índice de rotura de 4 de cada 5, y un 94.12% para 17 casos de superficies revestidas con hidroxiapatita (HA) con 1 sola rotura).


El índice de éxito (que se define por la resorción ósea <1.5 mm después del primer año de carga y <0.2 mm a partir de ese momento) fue de 97.2%. La carga no oclusal inmediata de implantes individuales es un procedimiento quirúrgico prostético confiable con un bajo índice de pérdida del implante y una baja cantidad de pérdida ósea peri-implante con el tiempo.


© J Oral Implantol 2006;32:43-51


Carga inmediata
Sincristalización: técnica para la temporización de implantes cargados inmediatamente con restauraciones de resina acrílica con refuerzo de metal

Marco Degidi, Peter Gehrke, Andre Spanel y Adriano Piattelli

Antecedentes:
Se ha reconocido que la temporización rígida ha tenido un impacto significativo en la respuesta del tejido peri-implante sobre la carga de implante inmediata ya que reduce la presión mecánica ejercida sobre el implante.

Propósito:
Un protocolo exitoso para la carga inmediata de múltiples implantes depende de una adecuada fijación e inmovilidad de los implantes para evitar el riesgo de micro movimientos en relación con el hueso circundante. El objetivo de este artículo fue evaluar un concepto protésico para una ferulización rígida acelerada de múltiples implantes para una carga inmediata en el mismo día con restauraciones provisorias reforzadas con metal, usando una técnica de soldado de pilares de implantes temporales con una barra de titanio prefabricada en la cavidad bucal (sincristalización).

Materiales y Métodos:
Entre junio de 2004 y enero de 2005, se evaluó la carga inmediata de los implantes roscados con una restauración de resina acrílica reforzada con metal en cirugía de fase 1 en 40 pacientes consecutivos. Se colocó un total de 192 implantes en pacientes edéntulos o parcialmente edéntulos seleccionados, utilizando la técnica de sincristalización.


Una vez que la barra de titanio fue soldada intraoralmente a los pilares, se aplicó el material opaco y la restauración provisoria fue rebasada y atornillada en el mismo día. Además, se realizó un análisis de comparación de deformaciones y distribuciones de presión en restauraciones provisorias con resina con y sin refuerzo de metal implanto-soportadas en la mandíbula edéntula, utilizando un modelo de elementos finitos (MEF) tridimensional.

Resultados:
Todos los 192 implantes cargados inmediatamente y temporizados rígidamente se oseointegraron. Se alcanzó un índice de éxito de implantes del 100% a lo largo de un período de 6 meses después de la colocación. No ocurrió ninguna fractura ni rotura del cemento sellador de la restauración provisoria durante el tiempo de observación. En comparación con superestructuras de acrílico solo, el análisis realizado con el MEF detectó una reducción significativa de la deformación y presión dentro de las restauraciones provisorias reforzadas con metal.

Conclusión:
Los resultados de este estudio indican que la técnica de sincristalización permite una ferulización rígida rápida e inmediata de múltiples implantes cargados inmediatamente. Las ventajas de la técnica son:


  1. reducción del tiempo de tratamiento para una temporización inmediata en cirugía de fase 1;
  2. fijación e inmovilidad predecibles de los implantes en las primeras etapas de cicatrización del hueso; y
  3. menos tiempo para reparar restauraciones provisorias como resultado de pocas o ninguna fractura.

© Clin Implant Dent Relat Res 2006;8:123-134


Maxilar superior posterior
Implantes Endoóseos en el Maxilar Posterior Edéntulo: Informe Clínico y Fundamentos

Misch CE, Poitras Y y Dietsh F


La región maxilar superior posterior de la boca sostiene fuerzas de mordida mayores en comparación con la región anterior, no obstante a menudo presenta la densidad ósea más deficiente. El enfoque biomecánico, generalmente presentado para disminuir los factores de riesgo en regiones de alto estrés o una densidad ósea deficiente, consiste en aumentar el área de superficie del implante. La mayoría de los fabricantes ofrecen implantes de longitudes variables.


Los injertos de seno permiten usar implantes más largos; sin embargo, el análisis de elementos finitos apoya la hipótesis de que la longitud del implante es un parámetro secundario para la distribución de la presión. Un enfoque más beneficioso, para mejorar el área de superficie del implante en las regiones posteriores, ha sido principalmente aumentar el diámetro del implante. Sin embargo, al utilizar diseños y diámetros convencionales, esto sólo aumenta el área de la superficie en un 30%, pero las fuerzas de mordida aumentan en más de un 300% en las regiones posteriores.


Un cambio en el diámetro y el diseño de rosca del implante (es decir, BioHorizons Implant System, Inc.) puede aumentar el área de la superficie en más del 300%. Este informe clínico demuestra un índice de éxito quirúrgico de implantes del 99.4% en el maxilar superior posterior, usando el sistema de implante basado en la calidad del hueso de BioHorizons. Además, no se presentaron fallas en la carga temprana ni fallas protésicas.


La pérdida de hueso crestal durante la carga temprana fue de .71 mm o menos en promedio, dependiendo de la utilización de cirugía de una o dos fases. El aumento en el área de la superficie de este diseño, combinado con la rosca de carga compresiva de este diseño, puede sin duda ser el responsable de la disminución de los fracasos de implantes durante la carga temprana y también contribuye a una disminución de las presiones al hueso de la cresta, lo que puede reducir la pérdida de hueso crestal.


© Oral Health 2000;8:7-15


Conexión interna
Supervivencia y éxito de los implantes BioHorizons®: Estudio retrospectivo de casos con seguimiento de 5 años

B. Sezer, T. Gunbay, M. Güngör, B. Koyuncu 1, E. Çömlekoğlu, C. Artunç

ABSTRACT

Objetivos:
El uso de implantes oseointegrados como dispositivos de anclaje endoestales para proporcionar apoyo a las prótesis dentales es un tratamiento confiable y ampliamente aceptado. El objetivo de este estudio fue evaluar el rendimiento clínico de los implantes de BioHorizons en el maxilar o en la mandíbula.


Métodos:
Participaron de este estudio ciento cincuenta y cinco pacientes consecutivos (71 hombres, 84 mujeres), de entre 18 y 72 años (promedio de 54 años). Un total de 500 implantes (internos; BioHorizons, Birmingham, AL, EE. UU.) fueron insertados. Los casos fueron analizados retrospectivamente para poder evaluar la eficiencia clínica de los implantes de BioHorizons y para determinar el índice de éxito de las prótesis retenidas/soportadas después de un período de 5 años. Todos los implantes fueron evaluados clínica y radiográficamente cada un año.


Resultados:
Participaron de este estudio ciento cincuenta y cinco pacientes consecutivos (71 hombres, 84 mujeres), de entre 18 y 72 años (promedio de 54 años). Un total de 500 implantes (internos; BioHorizons, Birmingham, AL, EE. UU.) fueron insertados. Los casos fueron analizados retrospectivamente para poder evaluar la eficiencia clínica de los implantes de BioHorizons y para determinar el índice de éxito de las prótesis retenidas/soportadas después de un período de 5 años. Todos los implantes fueron evaluados clínica y radiográficamente cada un año.


Conclusión:
Dentro de las limitaciones del período de observación y el número de muestras, las presentes investigaciones confirman el índice de éxito y supervivencia de los implantes de BioHorizons en la mandíbula y en el maxilar después de un período de 5 años. Podemos indicar que, desde el punto de vista clínico, estos implantes han sido altamente satisfactorios.


© Ege University, Facultad de Odontología, Izmir, Turquía


Elevación de seno
Elevación del seno maxilar con sulfato de calcio: Informe clínico de un año del estudio prospectivo longitudinal

De Leonardis D, Pecora GE.

ABSTRACT
El objetivo de la presente investigación fue evaluar los resultados clínicos e histológicos del procedimiento de elevación del seno que se llevó a cabo utilizando sulfato de calcio como material de injerto. El equipo piloto estuvo conformado por un grupo de 12 pacientes (15 senos). En base a la experiencia del equipo piloto, la técnica de aplicación de sulfato de calcio fue modificada, por lo que se trató a un segundo grupo de 45 pacientes (50 senos). En el grupo piloto, se colocaron un total de 30 implantes (sistema Biolock). En el grupo de prueba, se colocaron un total de 100 implantes (Biolock y BioHorizons). Los datos clínicos que se reportaron en el presente estudio hacen referencia a los 1 años de seguimiento para ambos grupos. Las evaluaciones clínicas, incluyendo la evaluación de la movilidad del implante y las profundidades de sondeo, fueron registradas mensualmente a partir del inicio del implante hasta la colocación de la prótesis final, y de allí en adelante, cada 6 meses. Las radiografías se tomaron antes de la elevación del seno, mensualmente y hasta los 6 meses posoperatorios, 9 y 12 meses después del implante y, de allí en adelante, una vez al año. Un implante del grupo piloto no pudo ser integrado en una segunda cirugía, y 1 del grupo de prueba no pudo mantener la oseointegración después de la conexión del pilar (en la evaluación de 1 año). En base a los criterios definidos, el índice de éxito general para los 130 implantes colocados en 1 año fue del 98.5%. Las evaluaciones clínicas y radiográficas revelaron que el procedimiento de elevación resultó en la formación de un nuevo tejido dentro del seno. La técnica utilizada en el grupo de prueba registró una disminución en la reabsorción de material y menor encogimiento del injerto durante la cicatrización. Se recogieron biopsias óseas para la evaluación histológica. La aplicación de una membrana de barrera reabsorbible para acceder a la ventana del seno redujo la invaginación del tejido blando a ese nivel. Los resultados de este estudio confirman la hipótesis de que el sulfato de calcio podría ser el material indicado para la elevación de seno.

© Int J Oral and Maxillofac Implants. Nov. - Dic. de 1999; 14(6):869-878.


Implantes cortos
Implantes Dentales Cortos en Edentulismo Parcial Posterior: Estudio Multicéntrico
Serie de Casos en 6 Años

Carl E. Misch, Jennifer Steigenga, Eliane Barboza, Francine Misch-Dietsh, Louis J. Cianciola y Christopher Kazor

Antecedentes:
Los implantes de <10 mm de largo en las áreas posteriores de pacientes parcialmente edéntulos tienen un índice más alto de fracasos en muchos informes clínicos. El objetivo de estudio de esta serie de casos fue evaluar la supervivencia de implantes en los casos en los que se utilizó un enfoque biomecánico para reducir el estrés en la interfaz hueso-implante.

Métodos:
Cuatro consultorios privados llevaron a cabo una revisión de una evaluación retrospectiva de 273 pacientes parcialmente edéntulos tratados con 745 implantes de 7 o 9 mm de largo, con 338 restauraciones en un período de 1 a 5 años. Los datos de supervivencia de los implantes fueron recolectados en base a la etapa I de cicatrización a la etapa II, de la etapa II a la entrega de la prótesis y desde la entrega de la prótesis hasta el período de seguimiento de 6 años.

Un enfoque biomecánico para reducir el estrés posterior a los implantes incluyó ferulizaciones y puentes no voladizos, con oclusiones protegidas o de caninos y a través de la selección de un implante diseñado para aumentar el área de contacto hueso-implante.

Resultados: De los 745 implantes que se colocaron, hubo seis fracasos quirúrgicos en la etapa I de cicatrización a la etapa II. Los cinco fracasos tuvieron lugar con un método quirúrgico de una etapa (240 implantes). Hubo dos fracasos de la etapa II de cicatrización a la entrega de la prótesis. No hubo fracaso de implantes después de colocadas las 338 prótesis finales de implante. Se obtuvo un índice de supervivencia del 98.9% de la etapa I de la cirugía al seguimiento de la prótesis.

Conclusiones:
Los implantes cortos podrían ser utilizados para las restauraciones de edentulismo parcial posterior. Existen métodos apropiados para reducir el estrés biomecánico en la interfaz hueso-implante.

© J Periodontol 2006; 77:1340-1347


Encía delgada
La influencia del grosor del tejido blando en la ósea crestal cambia alrededor de los implantes: evaluación clínica controlada de 1 año

Linkevicius T, Apse P, Grybauskas S, Puisys A.

ABSTRACT
Propósito: El objetivo de esta evaluación clínica fue evaluar la influencia del grosor del tejido de la encía en la pérdida ósea crestal alrededor de los implantes dentales después de un seguimiento de 1 años.

Materiales y Métodos: Se llevaron a cabo cuarenta y seis implantes (23 de prueba y 23 de control) en 19 pacientes. Los implantes de prueba fueron colocados a 2 mm a nivel subcrestal, mientras que los implantes de control fueron colocados a nivel óseo. Antes de la colocación de los implantes, se midió el grosor del tejido en las áreas de los implantes con un análisis periodontal. Luego de la cicatrización, se colocaron prótesis cementadas de metal-cerámica. De acuerdo con el grosor del tejido, las pruebas de los implantes fueron clasificadas en A (delgado) y B (grueso). Se realizaron radiografías intraorales y se midieron los cambios del hueso crestal en la colocación de implantes después de 1 año.

Resultados: La pérdida ósea alrededor de los implantes de prueba en el grupo A (mucosa delgada) fue de 1.61 ± 0.24 mm (SE; gama, 0.9 a 3.3 mm) en el mesial y 1.28 ± 0.167 mm (gama, 0.8 a 2.1 mm) en el distal. La pérdida ósea en los implantes de prueba del grupo B (mucosa gruesa) fue de 0.26 ± 0.08 mm (gama, 0.2 a 0.9 mm) en el mesial y 0.09 ± 0.05 mm (gama, 0.2 a 0.6 mm) en el distal. La pérdida ósea alrededor de los implantes de control fue de 1.8 ± 0.164 mm (gama, 0.6 to 4.0 mm) y 1.87 ±  0.166 mm (gama, 0.0 a 4.1mm) en el mesial y en el distal, respectivamente. El análisis de variación reveló una diferencia significativa en términos de pérdida ósea entre la prueba A (delgado) y B (grueso) en el mesial y distal.

Conclusión: El grosor inicial del tejido de la encía en la cresta puede ser considerado como una influencia significativa en la estabilidad del hueso marginal alrededor de los implantes. Si el grosor del tejido es de 2.0 mm o menos, puede existir una pérdida ósea crestal de hasta 1.45 mm, más allá de la posición supracrestal en la interfaz pilar-implante.

© Int J Oral Maxillofac Implants. Jul. - Ago. de 2009, 24(4): 712-9.


Intercambio de plataforma
Influencia de los tejidos mucosos delgados en la estabilidad ósea crestal alrededor de los implantes con intercambio de plataformas: estudio piloto de 1 año

Linkevicius T, Apse P, Grybauskas S, Puisys A.

ABSTRACT
Propósito: El objetivo de este estudio piloto fue determinar el efecto que pueden tener los tejidos mucosos delgados en la estabilidad ósea crestal alrededor de los implantes con intercambio de plataformas.

Materiales y Métodos: Se colocaron doce implantes de 2 piezas, en cuatro pacientes, formados por 6 implantes con conexión implante-pilar horizontal (de control) y 6 implantes con intercambio de plataforma (de prueba). La edad promedio de los pacientes fue de 43 años (promedio de 37 a 56 años). Se midió el grosor de los tejidos mucosos en las áreas de los implantes, con un resultado de 2 mm o menos. Los implantes fueron restaurados con 5 coronas entablilladas y una dentadura parcial fija de 3 unidades. Se obtuvieron radiografías intraorales y se midieron los cambios del hueso crestal en la colocación de implantes después de un tratamiento posterior de seguimiento de 1 año. El nivel de significación estadística fue colocado en P, menor a .05.

Resultados: La pérdida ósea alrededor de los implantes de prueba fue de 1.81 ± 0.39 mm en el mesial y de 1.70 ± 0.35 mm en el distal. Los implantes de control superaron la reabsorción ósea marginal, alcanzado los 1.60 ± 0.46 mm en el mesial y los 1.76 ± 0.45 mm en el distal. No se encontró ninguna diferencia estadísticamente significativa entre los implantes de control y los implantes de prueba, ya sea a nivel mesial (F[1,10} = 0.746; P = .408) o distal (F[1,10} = 0.080; P = .783).

Conclusión: Dentro de las limitaciones de este estudio piloto, se puede llegar a la conclusión de que los implantes con intercambio de plataformas no preservaron de mejor manera el hueso crestal, comparado con los implantes tradicionales, con conexión implante-pilar, si, al momento de la colocación del implante, existía la presencia de tejidos mucosos delgados.

© J Oral Maxillofac Surg. Sept. de 2010; 68(9): 2272-7.


Informe de Casos
Implante de bioingeniería para una determinada respuesta ósea celular a las fuerzas de carga. Revisión de literatura e informe de caso

Misch CE, Bidez M y Sharaway M

Existe evidencia de que la presencia de tejido fibroso disminuye la supervivencia a largo plazo de un implante con forma de raíz. Las cargas excesivas en un implante oseointegrado pueden ocasionar la movilidad de un dispositivo de soporte o la fractura de los componentes o del cuerpo del implante. Aunque son muchas las condiciones que pueden causar una pérdida ósea crestal, una de ellas es la sobrecarga de prótesis.

Las cargas excesivas en los huesos provocan el aumento de las condiciones de tensión. Estas microtensiones en los huesos pueden afectar la remodelación de los huesos en forma directa.

Cuando las condiciones de tensión en el área interfacial se encuentran en la zona de sobrecarga, existe una remodelación ósea mayor, lo que resulta en la formación de tejido óseo reticular reactivo con menor cantidad de minerales y más débil. Una mayor presencia de estrés puede provocar que la tensión interfacial llegue a la zona de sobrecarga patológica y el hueso sufra una microfractura, se forme un tejido fibroso y/o sea reabsorbido.

Informes recientes sugieren que el porcentaje de remodelación ósea luego de un implante puede ser utilizado para evaluar las condiciones biomecánicas y las influencias que tienen en la interfaz implante-hueso. Estos incluyen un número de factores, como las condiciones de carga, las condiciones de superficie del cuerpo del implante y el diseño del implante. Para una determinada condición de carga, el diseño del implante es uno de los principales factores que determina el resultado de la tensión en la interfaz.

Se determinó un objetivo para establecer la biomecánica de un implante dental para cargar el hueso en la interfaz en una relación predeterminada de estrés/tensión, para poder mantener el hueso laminar en la interfaz. Se presentó un informe de casos de 2 implantes biomecánicos cada 1 año, que demostró que el hueso fue de estructura laminar en primera instancia, el índice de cambio del hueso fue menor a 5 micrones/día, y fue igual al del hueso apartado de la interfaz.

Estos hallazgos corroboran las evaluaciones obtenidas en estudios animales anteriores con el mismo diseño de implante. A pesar de que el número de implantes evaluados en esos dos informes es menor, apoyan un resultado histológico predeterminado.

© J Periodontol 2001;72:1276-1286